Sed luz e iluminad

No es indiferente la gracia y virtud que poseamos; ni lo es para nosotros mismos, ni lo es para los que nos rodean. Esa gracia y virtud no son ñoñas palabrerías de religioso, ni adjetivos fuera de moda, es la luz que desprendemos. Digamos que virtud y gracia es como decir la bondad, la sabiduría, la caridad, la compasión, la justicia, la rectitud, el amor, la paz, etc. que cada cual tiene, y que es regada y aumentada constantemente, creciendo la intensidad de esa luz. Nuestra alma brilla, es luz, ilumina, a diestro y a siniestro. Esa luz tal vez no se vea con los ojos del cuerpo, pero las almas, que entre ellas se comunican y saben, los ojos del alma si ven esa luz, y actua, de un modo u otro hace.

En la oscuridad más absoluta, donde no se ve nada, nada en absoluto, la luz más pequeña e insignificante iluminan mucho; haced la prueba. En cambio, cuando hay luz exterior, es de día o hay muchas bombillas, apenas o no se nota la luz pequeña. Por ello, quizás en estos momentos, donde parace verse luz, nuestra luz, la de nuestra alma, casi no se note; pero cuando venga la noche y las bombillas desaparezcan, esa luz, la nuestra, sea pequeña o grande, iluminará, mucho, y no sólo a nostros mismos, sino a todos cuantos estén con nosotros.

No me cabe duda que se acercan momentos de intensa oscuridad, que vivimos en momentos así, donde la justicia, la bondad, la espiritualidad, los valores humanos, no son valores apreciados, más bien denostados y ausentes. Son momentos donde el hombre es un lobo para el hombre, donde el vicio, la violencia, el orgullo, el egoísmo, la infamia se ha apoderado de todo. Todo está en proceso de destrucción, tal vez como fue profetizado antaño, tal vez… Y tal vez todo pueda enmendarse, adquiriendo esa luz, dejándonos iluminar. Esa luz debe estar en nosotros, debemos regarla, con la virtud, con la gracia, con el saber estar siendo.

Anuncios

Acerca de joluvero

Nací en Sevilla, en 1972, y resido en Las Cabezas de San Juan. Soy esposo, padre de tres niños, trabajador en una farmacia, profesión que compagino con mi afición a escribir. Escribo novelas, relatos, poesía, ensayo, todo desde un punto de vista espiritual y profundo, dándole a mis obras incluso varias lecturas paralelas. Me gusta hacer senderismo, andar por el campo, por el bosque, me gusta leer, escuchar música. Me gusta el misterio, lo paranormal, lo oculto, etc.
Esta entrada fue publicada en Espiritualidad, Reflexiones y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s